¿Turquía islamizada en la Unión Europea?

por bajurtov

AIbEiAIAAABECPqD8cngg4-LwwEiC3ZjYXJkX3Bob3RvKig5YjdiODE5OTQ1MGZjOGZmY2FhM2JmN2M3YzNkYWI1ZGE5ODQzMTUwMAFG44jxV6zxRiNa5LLLX2XP8DCz6w

RUBEN KAPLAN

A pesar que la República de Turquía, desde la asunción en 2003 como Primer Ministro de Turquía por parte de Recep Tayyip Erdogan –un musulmán devoto convencido que Turquía debe reencontrarse con sus raíces islámicas y dejar de mirarse en el espejo de Europa y Occidente- comenzó una disimulada, gradual y progresiva aproximación al fundamentalismo islámico en detrimento de la alianza con Occidente, un cable de la agencia de noticias italiana ANSAmed fechado el 10 de octubre en Bruselas divulgó que el diplomático checo Štefan Füle, actual Comisario Europeo de Ampliación y Política Europea de Vecindad, expresó su esperanza que las negociaciones estancadas para el acceso de Turquía a la UE serían prestamente restablecidas después que el informe sobre la marcha de los trabajos de la Comisión de las Comunidades Europeas fuera lanzado el miércoles 10.

Füle, quien tiene 50 años, cursó Filosofía en la Universidad Carolina de Praga y posteriormente estudió durante cinco años en el Instituto Estatal de Relaciones Internacionales de Moscú, dijo que “Turquía es un país crucial para la UE, nosotros tenemos intereses comunes. La Comisión de las Comunidades Europeas recomienda que las negociaciones se reanuden”. En mayo, la comisión estaba en Ankara mientras que Turquía y la UE lanzaron oficialmente una ” agenda positiva” para reiniciar las negociaciones de adhesión, después de años de estancamiento. Turquía, el país euroasiático de relevante posición estratégica transcontinental ubicado en camino entre Europa y Asia, en 2005 comenzó las negociaciones para la adhesión plena a la Unión Europea, pero éstas quedaron atascadas por la negativa turca de reconocer a Chipre.

Las encuestas de opinión llevadas a cabo desde hace años en muchos países y, particularmente, las de Francia cuando gobernaba Nicolas Sarkozy, (la postura gala no cambió con François Hollande) demostraban una amplia oposición a que Turquía accediera a la UE. Cuando Turquía obtuvo la categoría de país candidato por considerarse que disponía de las características básicas de un sistema democrático, aunque paralelamente mostrara deficiencias serias en materia de derechos humanos y protección de las minorías, la UE se vio en un callejón sin salida y no pudo aplazar indefinidamente las negociaciones para la adhesión. Cualquier rechazo, dados los innegables progresos realizados por Turquía, hubiera supuesto una confirmación de la afirmación de Atatürk: “Occidente siempre ha visto con prejuicios a los turcos, pero nosotros los turcos siempre hemos avanzado sistemáticamente hacia Occidente.”

Quien entusiastamente expresó en abril de 2009 en Praga su apoyo a la entrada de Turquía a la UE fue el presidente norteamericano Barak Hussein Obama, que declaró: “Avanzar hacia la adhesión de Turquía a la UE sería una señal importante de nuestro compromiso con esta agenda y de que seguimos amarrando Turquía a Europa”. A propósito del mandatario estadounidense, cada vez surgen más pruebas de su origen y apego al Islam. Jerome R. Corsi, un Ph.D. de Harvard, periodista de WND y autor controvertido de numerosos libros, entre ellos del best-seller del New York Times “The Obama Nation” y “¿Dónde está la partida de nacimiento REAL?”, escribió un artículo donde demuestra que cuando Barack Obama era estudiante en Harvard Law School, lucía un anillo de oro en el dedo anular donde usualmente se pone la alianza de matrimonio, desconcertado a sus colegas. Fotografías recientemente publicadas de Obama en la revista New Yorker demuestran que el anillo que Obama llevaba en el dedo cuando era un estudiante soltero, es el mismo que Michelle Robinson, su esposa, se puso en la ceremonia de la boda de la pareja en 1992. Según los expertos en lengua árabe e islámica, el anillo que Obama ha estado usando por más de 30 años, lleva inscripta la primera parte de la declaración islámica de fe, la Shahada, cuyo epítome es: “No hay Dios sino Alá”. Cuando la Shaada o profesión de fe islámica se pronuncia sinceramente en voz alta ante los dos testigos requeridos por la tradición, el que la ha mencionado se puede considerarmusulmán.

Los criterios de Copenhague son las reglas que definen si un país es elegible para convertirse miembro de la Unión Europea. Los criterios requieren que el Estado tenga unas instituciones que preserven la gobernabilidad democrática y los derechos humanos, una economía de mercado en funcionamiento, y que el Estado acepte las obligaciones e intenciones de la UE. Estas pautas de adhesión fueron establecidas en junio de 1993 en el Consejo Europeo celebrado en la ciudad de Copenhague, Dinamarca, de la que toman su nombre.

En noviembre de 2010, Turquía fue acusada por la organización defensora de los derechos humanos Human Rights Watch, de utilizar, abusando de ellas, leyes antiterroristas para perseguir y encarcelar a los manifestantes kurdos.

De acuerdo a lo difundido en ese entonces por la agencia de noticias alemana Deutsche Presse-Agentur (DPA), Human Rights Watch denunció que “Cientos de manifestantes kurdos se encontraban en prisión en espera del cierre del proceso en su contra o de un procedimiento de apelación”. “Los manifestantes suelen recibir altas penas acusados de actos terroristas, cuando su crimen consiste en hacer signos de victoria, lanzar piedras o incendiar neumáticos, aplaudir o aclamar consignas del separatista Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) proscripto en Turquía .

En diciembre de 2011, la agencia EFE comunicó que un juzgado de Estambul decretó prisión preventiva para 36 periodistas arrestados el martes anterior y puso en libertad con cargos a otros siete. Todos estaban acusados de formar parte de la Unión de Comunidades de Kurdistán (KCK), nombre de una difusa red civil de apoyo al ilegalizado Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK), alzado en armas contra el gobierno. La mayoría de los detenidos trabajaba para el diario Özgür Gündem (“Diario libre”), un periódico fundado en 1991, defensor de los derechos de la población kurda; tan legendario que inspiró el largometraje “Press”, un filme estrenado en 2010 que relata la represión de los años 1990 en Turquía. Con las detenciones, Turquía se ha convertido en el país del mundo con más periodistas entre rejas cuyo número superaba en aquel momento, el centenar. Bayram Balci, un periodista que trabaja desde hace más de 20 años para Özgür Gündem y escribió el guión de “Press”, recuerda bien la época: “Entonces nos mataban en la calle. Hoy nos meten en la cárcel. Lo que ha cambiado son las formas de la represión”. Entonces, ser periodista kurdo era una profesión de alto riesgo: en dos años, 27 trabajadores del periódico fueron víctimas de muertes violentas, informaba el diario Radikal. Un dato para destacar es que los kurdos, perseguidos y reprimidos ferozmente en Turquía, constituyen la minoría étnica más numerosa sin Estado propio pese a ser el tercer pueblo más importante en número de Asia Occidental tras los árabes y los turcos.

Quien propicia el rápido ingreso de Turquía a la UE, Štefan Füle, dijo que “la llave para desbloquear la situación actual está en manos de Turquía y la UE. Los Estados miembros deben reflexionar”. En su informe sobre la ampliación, la Comisión de las Comunidades Europeas expresó su preocupación por el expediente de los derechos humanos de Turquía, comenzando con el uso generalizado del contra-terrorismo y las leyes contra el crimen organizado. ” Éstas conducen a las violaciones de los derechos a la libertad y seguridad, los derechos al juicio justo y libertad de la expresión, de asamblea y de agrupación”. No obstante esos recelos, Štefan Füle, Comisario Europeo de Ampliación y Política Europea de Vecindad, dijo que ” nuestra cooperación ha mejorado y tenemos ofertas concretas para hacer: ahora vayamos más allá de las palabras”.

La posibilidad que Turquía -cuyo Primer Ministro Recep Tayyip Erdogan fue autor de la frase “Las mezquitas son nuestros cuarteles, los minaretes nuestras bayonetas”- se sume a los 27 países miembros de la UE, produce escozor. Turquía, integrante de la NATO desde 1952, alineada con Irán- marginalmente de las diferencias que las separan por la disímil política con Siria -que apoya a los grupos terroristas Hezbollah en Líbano y Hamas en Gaza, se convertiría, en virtud de tener más de 72.500.000 habitantes, en el segundo país más poblado de la UE y por lo tanto tendría el mismo número de votos en el Consejo Europeo (29) y derecho a tener más escaños en el Parlamento Europeo que Francia, Italia, Reino Unido o España.

Suponer que un número incalculable de peligrosos jihadistas islámicos, podrían ingresar en forma sencilla al Viejo Continente y viajar y desplazarse libremente por su territorio, estremece.

Rubén Kaplan

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: