Fujimori no se quiere enfriar el culito…

por bajurtov

El indulto a Fujimori podría peligrar por tener inodoro con calefacción

El deseo del ex presidente peruano de no pasar 20 años más en prisión podría peligrar por vivir en una «cárcel dorada», según las fotos de su celda    

LIMA (dpa).- El deseo del ex presidente peruano Alberto Fujimori de obtener un indulto que le evite pasar 20 años más en la cárcel podría verse golpeado por la evidencia de que vive en una «prisión dorada», que incluye un inodoro con calefacción, según coinciden hoy observadores independientes.

«La prensa demostró rápidamente que el ex presidente vive en unos ambientes inconmensurablemente más amplios y confortables que el resto de nuestros presos sentenciados por delitos similares a los suyos y que, incluso, millones de peruanos que no están en prisión», dice en su editorial de hoy el diario El Comercio.

Para El Comercio, «el tiro [del congresista Kenji Fujimori, hijo del reo] salió por la culata», pues su intención de presentar la cárcel del padre como un lugar inhóspito que deteriora su salud fue desmentido ayer con fotografías por el Diario 16.

El jefe del Instituto Nacional Penitenciario, José Pérez Guadalupe, confirmó que la prisión es como se ve en esas fotos, aunque aclaró que el actual gobierno no hizo mejoras.

LUJOS EN LA CELDA

Las imágenes demuestran que la cárcel, construida dentro de una instalación policial, no solo tiene la habitación de 14 metros cuadrados en que duerme Fujimori, sino comedor, cocina, un cuarto especial para recibir visitas, un taller para clases de artes plásticas y un baño con agua caliente y con inodoro con calefacción.

En su dormitorio el piso es laminado y cuenta con cama clínica y la atención de una enfermera las 24 horas. Fujimori tiene un sofá negro, dos armarios y tres muebles donde coloca desde libros y documentos hasta gotas para los ojos, perfumes y un Cristo crucificado.

Posee también un microondas, una heladera, teléfono público, una cocina, insumos japoneses gourmet, un televisor con cable y una mesa con varias sillas. En su comedor guarda botellas de agua, gaseosa, jugo y aceite, cajas de té, y hasta un par de ollas que están esparcidas en el suelo porque no tiene dónde colocarlas.

Aunque Fujimori teóricamente tiene un patio de 85 metros cuadrados para caminatas, el diario «La República» documenta hoy que la cárcel para un solo preso tiene una extensión de 10.050 metros cuadrados, pues así lo dispuso en 2009 el ministro del Interior, Octavio Salazar, hoy parlamentario fujimorista.

Ese espacio permite comunicación propia a la calle. «Durante la campaña electoral, de octubre de 2010 a junio de 2011, esa puerta de ingreso tuvo un flujo masivo de partidarios», afirma el diario.

Fujimori, de 74 años y quien tiene lesiones cancerosas en la boca (los médicos discrepan en si se puede hablar de cáncer existente), tiene tres enfermeras que lo asisten por turnos las 24 horas.

Ante la evidencia de las fotos, los seguidores de Fujimori han dicho que las buenas instalaciones no impiden el indulto. El médico de cabecera del reo, el parlamentario Alejandro Aguinaga, ha pasado al ataque contra la ministra de Justicia, Eda Rivas, a la que acusa de filtrar las fotos, lo que ella niega.

Varios medios comparan hoy la cárcel de Fujimori con otras como la Lurigancho, en Lima, con capacidad para 2000 presos pero que hacina a 7500.

Kenji Fujimori había dicho esta semana en rueda de prensa que no hay «cárcel dorada» sino un cuarto con una cama y dos sillas. «El encierro, el aislamiento y la soledad le producen estrés y depresión y hacen que la enfermedad sea más recurrente», argumentó.

Para «El Comercio», «incluso si Fujimori estuviera encarcelado bajo las mismas durísimas condiciones que la mayoría de presos en el Perú, esa no debería ser razón para su indulto (…). que solo procedería sobre bases humanitarias objetivamente comprobadas», las mismas que al día de hoy no han sido demostradas.

Fujimori, que gobernó de 1990 a 2000, cumple desde 2007 una pena de 25 años como autor mediato de 25 asesinatos y dos secuestros. Además, fue condenado por varios casos de corrupción, pero no cuentan porque en el Perú solo se paga la pena mayor..

La Nación

One Comment to “Fujimori no se quiere enfriar el culito…”

  1. VALE, QUE CHISTE, FUJIMORI NO QUIERE ENFRIARSE EL CULITO

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: