La fuerza del cariño

por foxylady

1_devoted-father-carries-son-18-miles-to-school-1

Fuente: HUFFPOST

Papá soltero carga a su hijo discapacitado 18 millas a diario para llevarlo a la escuela

Yu Xukang, de 40 años, es un padre soltero de la provincia de Sichuan en China, que camina 9 millas todos los días con su hijo, Xiao Qiang atado a su espalda para llevarlo a la escuela. El niño de 12 años tiene una condición que ha causado que sus brazos y piernas se deformen y su espalda se encorve, y no hay transporte público disponible para llevarlo a clases explicó Central European News (CEN) a The Huffington Post Yu es un agricultor que desde septiembre pasado despierta todos los días a las 5 a.m, le prepara almuerzo a su hijo y luego lo ata a su espalda en una canasta para caminar un difícil trayecto de 4.5 millas y regresarse a su casa para poder trabajar. En la tarde el papá recoge a su hijo en la escuela y camina de regreso, completando así un trayecto diario de 18 millas ida y vuelta, según CEN. El papá soltero estima que hasta el momento ha caminado unas 1,600 millas desde que comenzó a llevar a su hijo a la escuela. “Se que mi hijo es físicamente discapacitado, pero no hay nada mal con su mente”, le dijo a CEN. “Sin embargo, no pude encontrar ninguna escuela con las instalaciones para aceptarlo y ha sido rechazado constantemente”. Cuando Xiao Quiang fue aceptado en la escuela elemental Fengxi, Yu prometió hacer todo lo posible para asegurarse de que su hijo pudiera llegar todos los días. Luego de que la noticia de la travesía de este padre se diera a conocer, las autoridades decidieron brindar ayuda y proveer una pequeña habitación para ellos cerca de la escuela.

2 comentarios to “La fuerza del cariño”

  1. Despues de ver el ejemplo de sacrificio de este hombre con su hijo,,se me viene a la memoria, la comparacion con esos otros padres, palestinos que mandan a sus hijos a matar judios, y a que los maten,,!! ya hay que ser tonto y desgraciado,,, todo en un mismo lote,, saludos

    Le gusta a 1 persona

  2. Es un contraste enorme el amor de este padre que vela sin rendirse por el futuro de su hijito y el de los que aspiran a que sus hijos sean mártires y asesinen inocentes. Saludos Benja!!

    Me gusta

A %d blogueros les gusta esto: