Posts tagged ‘Una miembro de la policía religiosa del ISIS pregunta: ¿Puedo cortar una cabeza como regalo de bodas? El ISIS dice: Sí’

julio 28, 2015

Miembro de la policía religiosa de ISIS: ‘¿Puedo cortar una cabeza como regalo de bodas?’

por 80rebecca

Una mujer denuncia la decapitación y la barbarie de la policía religiosa del Estado Islámico. Una desertora del Hisbah (la policía religiosa del Estado Islámico) relató una historia impactante de juegos de poder y un culto a la violencia extrema.

Hisbah-Mail-Defector-Screenshot-HP

La desertora, identificada sólo como Leena.

Leena (no es su verdadero nombre) dijo a The Mail Online “” Yo estaba horrorizada por lo que vi, la brutalidad y la corrupción. Me fui porque vi tantas cosas terribles, tanta destrucción y palizas “.

Ella huyó del Califato después de que su jefa, una juez del ISIS femenina, fue entregada a otra jueza, para su decapitación.

Ella dijo: que “Um Abdullah estaba casada y con cuatro hijos, también que era muy amable.

“Si la mujer que presentaban ante ella para ser juzgada era pobre y de pocos recursos, la imponía una muy pequeña multa. Una vez que tenía que sentenciar a una mujer a una paliza, la golpeo con un lápiz por lo que estaría (pensaba ella), estar dentro de la ley.

‘Pero había otra jueza, un tunecina, Roaa Um Khotaba al-Tunisi, ella era un verdadero monstruo. Estaba casada con un terrorista del ISIS de Libia que fue muerto en la batalla en Kobane. Los líderes del ISIS dijeron que debía casarse otra vez porque ella era joven, tal vez 30 años.

“Por su regalo de bodas ella pidió a los emires cortar la cabeza de un kuffar, (un incrédulo-no musulmán o bien musulmán pero no conforme de su interpretación de califato islámico). Su petición fue a la superioridad del ISIS, el propio Abu Bakr al-Baghdadi, fue quien lo consideró durante mucho tiempo.

“Por último, dijo que ella podría tener un preso para decapitar, pero tenía que ser una mujer la prisionera. Casi al mismo tiempo, mi juez, Um Abdullah, desapareció. Había sido acusada de ser una espía, trabajando para la inteligencia saudí. Ella fue capturada y llevada a la cárcel.

“La Tunecina, Roaa Um Khotaba Al-Tunisi, pidió la cabeza de Um Abdullah y fue condenada a muerte. Cuando le pregunté a otros en Hisbah lo que había hecho, me dijeron que no preguntara, por mi propia seguridad “.

Leena dijo: “Se pueden imaginar lo asustada que me sentía porque yo era su [empleada] como secretaria. Yo temía que sería la próxima, en ser decapitada. No sé si está viva o a sido asesinada, pero me temo lo peor “.

También habló sobre el papel de los conversos extranjeros en la administración del ISIS. Informó que hay cinco mujeres británicas en la Hisbah¸ que reciben trato preferencial en comparación con los yihadistas locales. Se les permitía portar armas y que viajaran alrededor del Califato. Las cinco fueron convertidas y sólo habían sido musulmanas durante unos años.

Aunque ella estaba en trance inicialmente viviendolo como el idealismo romántico, por lo que lo vio de los combatientes extranjeros más tarde los describió como violadores, saqueadores y ladrones sólo detrás de “dinero, oro y esclavos.”

Habló de una mujer condenada a 80 latigazos por hablar con un hombre en una tienda, a pesar de que el hombre era su marido y muchos otros abusos de poder. Ella convenció a su marido para huir, y la familia huyó de Siria con sus hijos pequeños.

Ahora vive huyendo, ya que el ISIS opera en el sur de Turquía, y sus operativos pueden matarla a ella y a su familia.

Ella dijo: “No podemos permanecer en Turquía. No hay trabajo para los sirios y los asesinos del ISIS están aquí. Vamos a ir a alguna parte donde podamos estar a salvo, tal vez a Europa “.

Fuente: The Clarion Project

THE CLARION PROJECT